La liberación de Boudou

El ex Vicepresidente Amado Boudou, condenado a cinco años y diez meses de cárcel,  hace solo cuatro meses en la causa Ciccone, ha sido liberado.

Esta liberación escandalosa y anticipada del siniestro personaje ha generado una ola de indignación colectiva y se suma a otras situaciones que han estimulado un descreimiento generalizado de la sociedad en la justicia, algo muy malo para la institucionalidad del País.

Lo extraño de este asunto es que sea el mismo Tribunal Oral que lo condenara, el que ahora lo libera.  ¿Por qué cambió en un giro de 180 grados, la posición del tribunal, en tan poco tiempo?. Es que ingresó una nueva jueza, Adriana Palliotti, modificando la composición del Tribunal.   Palliotti ha trabajado muy cerca del ex juez de la Corte Raúl Zaffaroni,  amigo de  Boudou y su asesor jurídico.  Pero no solo fue la opinión de las dos juezas integrantes del Tribunal, la mencionada y María Gabriela López Iñiguez, el otro vocal votó en disidencia, sino también la del fiscal Marcelo Colombo que aceptó la excarcelación en lugar de oponerse ya que  por su función de fiscal debe velar por los intereses del Estado, que en esta causa fue claramente perjudicado por Boudou.

El Tribunal dice que no hay riesgo de fuga ni de obstrucción de la Justicia y lo libera; sin embargo muestra una incongruencia elemental, le exige a Boudou que lleve permanentemente una tobillera con GPS para monitorearlo y el pago de una caución de 1 millón de pesos.  Si no hay riesgo de fuga, la tobillera resultaría innecesaria.

El titular de la Unidad de Información Financiera (UIF), Mariano Federici, apelará la excarcelación a la sala IV de la Cámara Nacional de Casación Penal, pero como la defensa de Boudou recusó a sus miembros, estos tendrán que decidir primero, si rechazan o aceptan el pedido de apartamiento. De seguir con la causa deberá resolver si mantiene la excarcelación o le vuelve a dar la prisión preventiva.

Esta sala también es la responsable de confirmar la condena al ex Vicepresidente. En el caso hipotético de que lo haga, a Boudou le queda presentar un recurso extraordinario ante la Corte.

Según la jurisprudencia, si Casación rechazara el recurso, Boudou comenzará a cumplir su condena.  Lo más probable es que Boudou vuelva más tarde o más temprano a la cárcel. Lo que será celebrado por la opinión pública, que quiere ver a los delincuentes  entre rejas y no gozando de una libertad inmerecida.   Boudou tiene otros procesos criminales que podrían terminar también en condenas de cárcel, que se sumarán a esta condena.

La excarcelación de Boudou, se muestra como un nuevo baldón para una justicia desprestigiada y sospechada.  Y tras la liberación del ex Vicepresidente de Cristina, el mismo tribunal oral liberó a su socio José María Núñez Carmona, socios en el delito y en el destino.

Fuente