Se viene la cumbre Alberto Fernández-Diego Maradona en Casa Rosada

El ex capitán de la Selección, postergó un viaje para la reunión. La fecha sera antes de fin de año. (en principio, 26 ó 27 de diciembre)

Todo empezó en una charla de café, días antes de la asunción de Alberto Fernández como nuevo presidente de la Nación. Se reunió con Matías Morla, apoderado de Maradona, y la charla inevitablemente se enfocó en Diego. Fernández, fanático de Argentinos Juniors, club que vio surgir al astro, se interesó en cómo lo trataba el fútbol argentino y en si pensaba en quedarse dirigiendo en Gimnasia La Plata. Tras ese primer acercamiento, quedaron en armar una reunión formal con el Diez.

El campeón del mundo en México 1986 quiere llevarle al presidente un plan para la multiplicación de potreros para los chicos. «Generar lugares donde los pibes puedan ir a jugar al fútbol, como tenía él en Villa Fiorito cuando era chico, y allí mismo además puedan recibir alimentos, pensando en los niños de menores recursos. Siempre lo tuvo en mente y no lo pudo poner en práctica. Y ahora cree que esta reunión es una buena oportunidad”, explicaron cerca de Diego.

Imagen del encuentro entre Morla y Alberto Fernández, días antes de la asunción.

Imagen del encuentro entre Morla y Alberto Fernández, días antes de la asunción. «Se vienen tiempos mejores para nuestra querida Argentina», escribió el abogado en su cuenta de Instagram (Foto: @matiasmorlaok)

Tal es el entusiasmo por la reunión que Maradona postergó un viaje para estar disponible para el encuentro en las fechas citadas. El técnico del Lobo está en un momento de varios cambios: se mudará a La Plata (todo indica que se afincará en Haras del Sur) para acortar los traslados y enfocarse plenamente en el desafío de mantener al Tripero en la Superliga. En los últimos días también se sometió a una intervención menor: se trata de un tratamiento de células madre que le inyectaron en el tobillo derecho para fortalecer los cartílagos y prevenir lesiones futuras. Se sabe, el Diez se encuentra en plena rehabilitación por la operación en la rodilla derecha que le practicaron a mitad de año (le colocaron una prótesis), pero la dedicación a su trabajo en Gimnasia muchas veces lo llevan a desoír las recomendaciones médicas y permanece más tiempo de pie que lo recomendable. De todos modos, seguramente se tomará unos días de vacaciones: tiene ganas de ir a pescar; tal vez a Corrientes, cuna de su papá.

Enemistado con Mauricio Macri, Diego respaldó desde un principio la candidatura de Alberto Fernández. El sábado incluso tuvieron una conversación telefónica. «Hoy tuve el placer de hablar por teléfono con el presidente Alberto Fernández. Él cuenta con el apoyo de todo el pueblo argentino, y tiene cero soberbia. Él, y la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, saben que nuestra lucha hoy no es por los dólares, sino por el pan. Estamos con ustedes”, escribió en su cuenta de Instagram. También cruza mensajes seguido con Axel Kicillof, gobernador de la provincia de Buenos Aires, con quien “se debe un encuentro”. Pero primero será el turno de la cumbre de la semana próxima en la Casa Rosada.