El municipio de Yerba Buena inicia un plan para embellecerla

Unos 200 obreros limpiarán calles, arreglarán veredas y desmalezarán. Los vecinos podrán realizar pedidos directos a los funcionarios.

Unos 200 obreros limpiarán calles, arreglarán veredas y desmalezarán. Los vecinos podrán realizar pedidos directos a los funcionarios.

Llega el fin de semana. El tiempo es propicio para hacer limpieza general y profunda. Todos deben colaborar. Hay que ordenar los placares, ordenar el comedor, sacar el polvillo del living y poner las habitaciones a punto. La buena impresión de la casa depende de todo el grupo familiar. Transportado esto al terreno público. ¿cómo hacer para que una ciudad luzca mejor con la contribución de todos sus habitantes y sin que ese trabajo de embellecimiento implique erogación extra alguna? Y lo que es más desafiante: ¿cómo atender la demanda de los vecinos que también quieren descacharrar o tirar viejos muebles, utensilios o cualquier elemento que no entre en la bolsa de consorcio?

El municipio de Yerba Buena encarará desde mañana la tarea de limpieza integral de la jurisdicción. Para sistematizar los operativos, con una dotación de 200 obreros, independientemente de los trabajos cotidianos de la comuna, la Secretaría de Planificación y Gestión de la Infraestructura Pública y Servicios Urbanos, ha dividido a la jurisdicción (cuenta con una extensión de 30,5 kilómetros cuadrados) en seis distritos, más San José.

Alfredo Alfieri, titular del área municipal, afirma que el programa, denominado “Trabajo Urbano; Trabajo Adicional” (TUTA), consistirá en una limpieza integral de Yerba Buena, que va desde la poda de árboles, pasando por el desmalezamiento, la fumigación y el barrido de calles, hasta el arreglo de veredas, enrripiado de arterias y la reposición y mantenimiento del sistema de iluminación pública.

Las obras se sucederán durante cinco días de la semana en cada cuadrante. El primero será el de Marti Coll y zonas aledañas. En la plaza Azucena, el equipo de la Municipalidad instalará una carpa en la que se coordinarán los trabajos, pero también se recibirán los planteos y las inquietudes de los vecinos del distrito. “Este es un mantenimiento integral, como el que haríamos cada uno de nosotros en nuestras casas. Pero el trabajo no se limita tan solo a lo exterior. Vamos a golpearle la puerta al vecino para saber qué más necesita; tal vez desprenderse de algunas cosas en desuso u otras tareas”, señaló Alfieri a LA GACETA. En ese sentido, la intendencia dispondrá de 10 camiones para que se trasladen los residuos y cacharros.

Yerba Buena es un municipio con 123.000 habitantes (cerca de 22.900 domicilios). De acuerdo con los datos oficiales, por día se generan 700 gramos de residuos por habitante. En un mes, el volumen de residuos que van a disposición totalizan las 2.522 toneladas. La “Ciudad Jardín”, además, cuenta con más de 33.000 árboles públicos, en su mayoría tarcos, lapachos, lapachillos, fresnos y algunos robles. Los nuevos emprendimientos han incorporado otros ejemplares, como liquidámbar e ibirá pitá.

El mantenimiento de las calles será más complejo. El municipio cuenta con casi un centenar de cuadras articuladas (con adoquines); 387 asfaltadas; 1.140 de hormigón y 1.057 de ripio, en el que se concentrará gran parte de las tareas. Asimismo, se hará una revisión integral de las 10.000 luminarias existentes en el municipio, con la intención de seguir modificando las luces convencionales a LED. Alfieri, asimismo, señaló que, en caso de que hayan pérdidas cloacales, se diseñará un programa especial para que, junto con la SAT, se busque la solución más rápida posible. Las cuadrillas estarán una semana en cada distrito. En paralelo, se incorporarán los trabajos en la zona de San José. “Nuestra intención es que este programa sea permanente, con el compromiso social de mantener la limpieza en las distintas zonas, colaborando con las tareas que ejecuta el municipio, para que entre todos hagamos una ciudad moderna”, finalizó Alfieri.

La distribución

– Zona 1: Av. Alfredo Guzmán, Aconquija, Camino de Sirga y Chacho Peñaloza.

– Zona 2: Chacho Peñaloza, Aconquija, Camino de Sirga y Solano Vera.

– Zona 3: Solano Vera, Aconquija y canal Sur/ cauce Río Muerto.

– Zona 4: Rotonda San Javier/Horco Molle, Aconquija, Perón y Roca.

– Zona 5: Roca, Aconquija, Perón y Venezuela.

– Zona 6: Venezuela, Aconquija, Perón y Camino del Perú.

Campero: un objetivo “a la francesa”

Anne Hidalgo se propuso convertir a París en la ciudad de los 15 minutos. La misma aspiración que la alcaldesa francesa, de origen hispano, es la que tiene el intendente de Yerba Buena, Mariano Campero, de convertirla en una “ciudad inteligente”. “Esa es nuestra meta”, dice el jefe municipal. Se trata de un sistema mediante el cual se busca que la población acceda a los servicios de una manera rápida (15 minutos de movilidad activa), sea a través de caminatas o del uso de bicicletas. Con ese criterio, se está avanzando con la bicisenda en avenida Perón. Campero, además, anticipa a LA GACETA que, frente al desafío de la nueva normalidad pospandemia, “la población intentará darle más provecho a lo ambiental, conservando el distanciamiento social”. Una de las alternativas, en este aspecto, es que haya más espacios de recreación al aire libre. Una de las propuestas que se analiza es convertir algunas calles de Yerba Buena en peatonales durante los fines de semana. Por ejemplo, la Florida, que tiene bares y negocios.